QUESO HELADO

Written by
Spread the love

NOTA ESPECIAL

QUESO HELADO DE LUTO

El 21 de febrero de 2021, el queso helado enlutó porque Doña Rosita quien trabajaba en el mercado San Camilo y era la mejor preparándolos según sus comensales, lamentablemente falleció.

Doña Rosa Beltrán tenía más de 40 años trabajando en este centro de abastos tradicional de Arequipa. Ella se ubicaba en el segundo piso en el puesto N°1, donde llegaban no solo arequipeños, sino también extranjeros, quienes degustaban del delicioso postre para irse satisfechos.

La rutina diaria que realizaba para prepararlo era conseguir la mejor leche para hervirla (usualmente leche de vaca de Characato) por un buen rato con canela, clavo de olor y coco rallado. Luego se ponía a enfriar, agregándole un poco de vainilla y endulzándolo, para posterior traerlo al puesto de trabajo. Esta mezcla se vaciaba en ese tipo de balde que usan, el cual también está dentro un cubo de madera (tiene más de 70 años de antigüedad) con hielo y se da vueltas una y otra vez hasta crear capas de congelación.

Este preparado pasaba de generación en generación, donde ella aprendió a elaborar el Queso Helado desde muy niña junto a su «Mamá Consuelo», y el ingrediente secreto según la misma Doña Rosita, es la emoción con la que uno prepara. Si estas triste o enojado, no saldrá bien, pero si estas feliz y lleno de amor, definitivamente saldrá muy rico. Además está el tipo de leche que uno escoge del día a día.

Cabe recalcar también que no era lo único que hacía, pues todos los domingos cocinaba adobo y de acuerdo a la doña, nadie se quejaba. Además los medios de comunicación tanto tradicionales como modernos prestaron atención a esta mujer, haciéndola muy conocida por la sociedad.

Tras el lamentable hecho de que ya no esté en este mundo, puso a muchos de sus compañeros muy tristes, quienes mandaron su pesar y deseos de mejora en el otro mundo. El mensaje que siempre llevaba en sus carteles fue; “Restaurant, todos vuelven”


Spread the love
Article Categories:
Arequipa
Comparte